Sábado, 16 de Diciembre de 2017
06:11 CET.
17-D: UN AÑO

Un año después del 17-D

El 17 de diciembre se cumplirá el primer año del anuncio de una política de llamada normalización de las relaciones entre Cuba y EEUU. Aún sin saber con algún grado de rigor en qué consiste la normalización, cabe preguntarse en qué dirección va el proceso, cuánto se ha avanzado y sobre todo quiénes se han beneficiado hasta ahora. En lo que sigue me enfoco en los cambios económicos que pueden haberse logrado en este período y en los beneficios correspondientes que pueden haberse derivado para los ciudadanos cubanos que no ostentan cargos importantes en el país.

Con la información disponible, que como siempre es escasa, se puede afirmar que el cambio de mayor importancia ha consistido en un aumento significativo del número de visitantes norteamericanos a Cuba. Esto representa un aumento de los ingresos en divisas principalmente para el Gobierno cubano y los operadores extranjeros de instalaciones turísticas. Se puede suponer que una parte del aumento de los ingresos puede haber beneficiado al sector cuentapropista, formal e informal, que brinda servicios al turista, pero no hay manera de saber en qué magnitud.

O sea, lo que hasta ahora es el evento económico de mayor significación en Cuba desde el 17 de diciembre de 2014 es resultado de una decisión unilateral del Gobierno de EEUU, no del cubano. Es importante señalar que este último parece descansar en que EEUU tome todas las medidas que han de mejorar la economía cubana, sin ir más allá de las reformas listadas en los "lineamientos" de hace casi cinco años. Es de notar que tales reformas no se han materializado debidamente o que hasta ahora no han tenido los resultados esperados. En este sentido la reforma más importante es la implementación de la Ley de Inversiones Extranjeras, que hasta el momento no parece haber atraído capitales y proyectos a pesar de las muchas actividades que en tal sentido se han llevado a cabo.

Es cierto que un año es poco tiempo para lograr cambios sustanciales en la economía de un país, pero el mismo viene detrás de los cinco años transcurridos desde la adopción de los llamados "lineamientos". La referencia de Raúl Castro sobre la velocidad de las reformas indicando que las mismas deberán hacerse "sin prisa pero sin pausa" contradice lo que parece ser una verdadera parálisis de la gestión del Gobierno cubano.

Varios factores sugieren que la situación actual de la economía continúa siendo precaria. Por un lado las recientes declaraciones del vicepresidente Machado Ventura, incitando a elevar la producción agropecuaria, son congruentes con los informes que se reciben de manera continua sobre la escasez crónica de alimentos y otros abastecimientos que afecta a todo el país.

Por otro lado, el éxodo de cubanos buscando residencia en EEUU es una expresión de que las expectativas de la población sobre el futuro de la economía no son alentadoras. A esto se le pueden añadir los recientes informes llegados de la Isla sobre la represión de actividades por cuenta propia que no son del agrado del Gobierno. Todo esto indica una hostilidad gubernamental hacia actividades económicas que pudieran mejorar, aunque sea marginalmente, el bienestar de algunos ciudadanos.

En general, el Gobierno de Raúl Castro no parece interesado o es simplemente incapaz de crear un clima favorable a los negocios que en última instancia contribuirían a sacar la economía nacional de su crisis permanente. Un ejemplo muy reciente es la orden dada por Raúl Castro de expropiar 20 viviendas y dos restaurantes en el vecindario de su casa por motivos no declarados, pero que manda un mensaje inequívoco a posibles inversionistas sobre la incertidumbre que rodea cualquier forma de propiedad o derecho de posesión o usufructo en Cuba. O sea, Cuba se sigue administrando como una monarquía absoluta y primitiva (o quizás peor, como un simple presidio) cuando de un plumazo el jefe de Gobierno, sin restricción legal alguna, puede tomar arbitrariamente medidas tan radicales como la expropiación de viviendas.

A pesar de las críticas al estado de la economía cubana que el propio Raúl Castro formuló y alentó hace años como preámbulo a un programa de reformas, la realidad es que la economía no da muestras de estar experimentando mejoras sustanciales, no solo para beneficio de la población sino para el propio Gobierno, lo cual es insólito. ¿Qué es lo que realmente está sucediendo en Cuba? ¿Es que Raúl Castro no se atreve a adoptar las medidas que él mismo patrocinó bajo los llamados lineamientos hace casi cinco años? ¿O será que las burocracias administrativas y del Partido están impidiendo los cambios necesarios para mejorar el estado de la economía nacional?

Mientras tanto, el país sigue su proceso de deterioro continuo, con su dependencia permanente de fuentes externas de ayuda, ahora con la posible adición de EEUU, y la pérdida adicional de su capital humano en forma de trabajadores jóvenes según se puede observar en el éxodo actual. Ese capital es el recurso, posiblemente el último, que le queda a Cuba para recuperarse de este cataclismo económico y social. Pero este deterioro no puede seguir indefinidamente. En algún momento deberá alcanzar un punto de equilibrio, aunque no sabemos cuándo ni cuales serán las consecuencias finales.

La revolución cubana se le vendió a la población y al mundo como un proceso en busca de la independencia económica del país con relación a EEUU. La gran ironía de esta historia es que después de casi 55 años de sufrir el engendro castrista de socialismo para lograr ese objetivo, el futuro de la economía cubana depende ahora más que nunca de las decisiones que emanen de Washington, gracias a la ineptitud e irresponsabilidad de los hermanos Castro, agravadas por la incapacidad de implementar las reformas anunciadas.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 10 ]

Imagen de Pedro Benitez

El poder real prácticamente está en las manos de Alejandro Castro y con toda intención de convertir a Cuba en una agencia de empleo administrada por militares.  Mientras mejoran las relaciones con Estados Unidos, inversionistas percibirán valor agregado por la cercanía de la isla al imperio y el estado policial recibirá el capital extranjero suficiente para esclavizar eficientemente a la fuerza de trabajo y mantener a la familia corrupta en el poder.  El Internet no lo entregan, como no entrega un perro el hueso- a este paso pasara lento el tiempo sin internet- como tampoco tienen ninguna intención de liberar las fuerzas productivas ni de aumentar la caja de flujo de los pequeños negocios.  Para llegar a un necesario y esencial plebiscito, en el futuro inmediato  todos los caminos apuntan a una sola puerta, una sola salida, un solo grito #TodosMarchamos 

Imagen de Anónimo

El gobierno de Cuba sabe que si se reconoce la oposicion y hacen elecciones , el embargo deja de existir automaticamente, y mejoraría inmediatamente la vida del pueblo, esto demuestra que son ajenos a la situación del pueblo, lo único que interesa a esa cúpula es mantener el poder, que increiblemente lleva mas de medio siglo, pero ellos saben que solo cuentan con un 20 por ciento de apoyo, todo lo demás es bla, bla bla y reconocer el derecho de los que no piensen como ellos, y los que viven en el exterior, la juventud cubana esta hastiada de tanta demagogia y tanta mierda,, por favor, llenen sus maletines de dólares y vayanse para el carajo hasta cuando

Imagen de Anónimo

Es la isla que ellos creen es su propiedad lo que pasa es que hay una cosa que se llama tiempo y a ellos se les acaba...tic tac tic tac tic tac...sus herederos no van a poder sostener el feudo y tambien lo saben tratan de ganar:tiempo pero aseguran sus fortunas por aqui y por alla con  segundas nacionalidades, inversiones y paraisos fiscales...

Imagen de Anónimo

Para los que tienen acceso libre a la internet,la desgracia cubana de estos 57 years,guarda relacion con el 27 de mayo de 1939,dia funesto para la historia de nuestra isla,estamos sufriendo los errores politicos de nuestros antecesores,los judios son el pueblo de CRISTO,y estos utilizan a los castro para castigar al pueblo de CUBA,actualmente son los duenos del mundo

Imagen de Anónimo

Yo he leido cientos de articulos, he visto cientos de entrevistas y siempre llego a la misma conclusion. Para los Castros lo mas importante es el poder, no se pueden imaginar ellos que venga otra persona a decirle que hacer y de que forma despues de estar mas de la mitad de sus vidas haciendo y deshaciendo sin que nadie les pueda decir nada. Conoce alguien a alguna persona en algun lugar del mundo que esten fuera del alcance de la ley en su pais como ellos dos, creo que esto es unico en la historia de la humanidad. Ademas, ellos saben perfectamente que en estos sistemas de corte totalitario, cuando nadamas se abre una brecha por pequena que sea termina con su derrocamiento. Tiene el ejemplo del campo socialista del este, de nicaragua cuando el ortega fue a elecciones, ahora maduro. Yo oi decir una vez que el hermano mayor le dijo a ortega cuando este fue a elecciones, no las hagas, tu llegasta al poder con las armas, el que quiera que lo haga de la misma forma, Creo que Cuba cambiara cuando estos hermanos desaparezcan de la faz de la tierra, mientras, me disculpan, pero en contra de mi voluntad pienso asi.

Imagen de Juan

Zhu Rongji., ese nombre lo conoces Murillo y sabe lo que este hizo en China.A este hombre se le respeta como genio en ese lugar. Unos de lo impulsores de la economía  en ese país.   El hizo algo bien simple., se deshizo de miles de fabricas bajo el estado y boto para la calles 40 millones de chinos.

Imagen de Anónimo

Un buen artículo, pero olvida la fuerte caída de la ayuda de Venezuela a Cuba y sus funesta consecuencias. 

Imagen de Anónimo

ni tomen en cuenta a "cuba", eso es una finca propiedad de unos cuentos y no cederan, que le queda a la gente? pues huir, no hay mas na, nadie lucha por lo ajeno, ellos lo dijeron: "propiedad estatal sobre los medios de produccion" y el estado tiene nombre y apellido, castro.

Imagen de Anónimo

Una cosa que si es cierta es que un año después del 17-D, los arrestos, las golpizas, los mitines de repudio, el acoso y la represion en general a la disidencia han aunmentado considerablemente.

Imagen de Anónimo

La economía castrista está atrapada en un círculo vicioso de baja productividad y estancamiento demográfico que impide avanzar y mejorar las condiciones de vida de la población o convertirse en alternativa de interés para los inversores extranjeros, y eso no está en función de lo que aporte Estados Unidos, el Club de París o el sunsuncorda. Eso depende de que haya un cambio, un giro de 180º en la estructura económica del país, lo que venimos pidiendo desde hace más de medio siglo. Y los Castro, nunca lo harán. ¿Por qué confiar en ellos?