Lunes, 11 de Diciembre de 2017
23:52 CET.
Política

Expertos: 'No hay consenso suficiente ni para relajar el embargo ni para reforzarlo'

La apertura de embajadas y el restablecimiento de relaciones, serán solo "primeros pasos en el largo proceso hacia la normalización" de las relaciones entre La Habana y Washington, advirtieron expertos, reporta EFE.

A Estados Unidos le permitirá "representar mejor sus intereses y aumentar la relación con el pueblo cubano", indicó un funcionario del Departamento de Estado que pidió el anonimato.

Hace seis meses, el presidente estadounidense, Barack Obama, y Raúl Castro, sorprendieron al mundo con la noticia de un acuerdo para negociar el restablecimiento de relaciones diplomáticas. Tras varias rondas de conversaciones, no se han producido otros anuncios trascendentes, pero Washington cree que la atención mundial, antes centrada en su política aislacionista hacia La Habana, se ha "dirigido hacia el impacto negativo que las políticas del Gobierno de Cuba tienen en los propios cubanos", indicó la fuente del Departamento de Estado.

El Gobierno cubano insiste en que no habrá una normalización total hasta que se elimine el embargo. Obama pidió en diciembre al Congreso iniciar un debate para levantar ese conjunto de sanciones, que por ley solo puede desmantelar el Poder Legislativo, pero la voluntad política para hacerlo escasea en ambas cámaras, controladas por la oposición republicana.

"Este Congreso no va a levantar el embargo. Eso tendrá que esperar hasta después de (las elecciones presidenciales de) 2016", afirmó a EFE William LeoGrande, profesor de la American University (AU) y autor de un libro sobre las negociaciones secretas entre los gobiernos de Estados Unidos y Cuba que llevaron al anuncio del deshielo.

"El discurso de los republicanos es que Obama es débil en política exterior y tiende la mano a los enemigos de Estados Unidos No harán nada para que su política hacia Cuba parezca un éxito", añadió.

Ted Piccone, experto en Latinoamérica en el centro de estudios Brookings, pronosticó que levantar el embargo llevará "al menos dos años más", con lo que Obama no llegará a verlo durante su mandato.

"No hay consenso suficiente ni para relajar el embargo ni para reforzarlo", opinó Piccone.

A su juicio, la comunidad de origen cubano en Estados Unidos está registrando cambios, como una mayor aceptación de la apertura a Cuba por parte de la generación más joven, que "en teoría deberían llevar a una mayor flexibilidad de los (legisladores) de línea dura".

"Pero no estamos viendo eso, en parte porque a la hora de votar, los cubanoestadounidenses siguen pautas que apoyan el embargo, incluso si la opinión pública se opone a ello", dijo Piccone.

Tres de los candidatos presidenciales republicanos para las elecciones de 2016 —Jeb Bush, Marco Rubio y Ted Cruz— se han pronunciado claramente en contra de levantar el embargo.

No obstante, hay interés en muchas empresas estadounidenses en invertir en Cuba y los posibles avances en materia de comercio podrían llevar a un "desmantelamiento gradual" de las restricciones del embargo en los próximos años, dijo el presidente del centro de estudios Diálogo Interamericano, Michael Shifter.

Dentro de otros seis meses, cuando se cumpla un año del inicio del deshielo, los expertos coinciden en que ya habrá habido una visita a Cuba del secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, para inaugurar la embajada estadounidense en La Habana.

Una visita de Obama no es probable este año, pero sí "antes de que acabe su mandato, en enero de 2017", dado que el giro hacia Cuba ha "asegurado su legado en Latinoamérica", consideró Shifter.

No es probable que esté resuelta para entonces otra exigencia de La Habana, la devolución de la base militar de Guantánamo —a la que Estados Unidos se opone— ni el reclamo de unos 6.000 estadounidenses de que se les compense por las propiedades que tenían en la Isla y que fueron confiscadas por el régimen de Fidel Castro.

Incluso si hay una embajada estadounidense en Cuba, varios republicanos en el Senado han prometido dificultar el nombramiento de un embajador en La Habana.

Por eso, Piccone cree "poco probable" que haya un "embajador confirmado por el Senado" en Cuba para final de este año, aunque Obama tiene la opción de aprovechar un receso del Congreso para nombrar al diplomático que elija durante el plazo de un año, y confiar en que los legisladores respalden más tarde su elección.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 1 ]

Imagen de Anónimo

Lo que tienen que mandar un par de portaviones pa acabar con esa mierda que la gente ya no puede mas .estamos hartos los de adentro y los de afuera.deberian de hacer como con sadaan husein ese cerdo o como hicieron con gadafi.que los cubanos no somos musulmanes locos terroristas y fanaticos.nos gusta vivir bien y cuando aquello se acabe Cuba volvera a ser la suiza de las americas.con nosotros no se tienen que preocupar de tener focos de terroristas despues.los terroristas los entrenaron los castros pa exportarlos es su delirio tremem .muerto el perro se acabo la rabia.eso nunca mas volvera a pasar.y si los USA nos anexan mejor.si a la ANEXION pa asegurarnos de nunca mas volver a tener generales dictadoores.a mi que me perdonen respeto a los opositores .pero quien nos dice que entre ellos no esta el proximo o la proxima dictadora cubana.como lei hace poco en un articulo de Ivan Garcia .cada opositor y cada cubano tiene un FC adentro.no toléramos las criticas .porque no sabemos lo que es democracia.no sabemos escuchar y aceptar que otros piensan diferente.por mi que nos anexen.no nos sabemos governar.mejor que lo hata otro.desde 1902 cuando se cometio el error hemos pasado de dictador en dictador.