Jueves, 14 de Diciembre de 2017
15:56 CET.
Política

Península publica en español las memorias de una examante de Castro contratada por la CIA para matarlo

La editorial española Península (Grupo Planeta) pone a la venta el próximo martes en versión impresa y digital Yo fui la espía que amó al comandante, las memorias Marita Lorenz, la alemana que fue amante de Fidel Castro y a quien la CIA contrató para matarlo.

En ellas, Lorenz cuenta desde su paso por un campo de concentración durante su niñez hasta sus relaciones con el dictador cubano y con el venezolano Marcos Pérez Jiménez.

La alemana, quien hoy tiene 75 años y vive con ayuda de la asistencia pública en Baltimore (Estados Unidos), relata que conoció a Castro en La Habana, en febrero de 1959 cuando ella tenía 19 años y él 33.

"Me convertí en su amante y quedé embarazada", dijo Lorenz al diario español El País. "En Cuba fui drogada y forzada a lo que calificaron como un aborto. Décadas más tarde supe que mi hijo había sobrevivido y se llamaba Andrés", añadió. "¿Alguien puede imaginar qué supone eso para una madre a la que le arrebatan a su bebé en una mesa de operaciones y sale de Cuba con el vientre vacío?".

La historia del aborto forzado aparece también en el documental Querido Fidel (2000), de Wilfried Huismann, pero no queda claro si fue ordenado por el régimen cubano o por la CIA.

En sus memorias, Lorenz vuelve sobre el intento de asesinato de Castro. Según El País, la alemana recordó que, reclutada por el agente de la CIA Frank Fiorini (Frank Sturgis), viajó a La Habana desde Miami a principios de los sesenta, con píldoras venenosas escondidas dentro de una crema rejuvenecedora Pons.

El viaje se habría producido después de finalizada su relación con Castro, que duró ocho meses.

"Me sentía incapaz de llevar a cabo la misión que Frank Fiorini me había encomendado. No iba a matar a Fidel, no fallé, como otros cientos que lo intentaron después. Sencillamente, fui incapaz y no me arrepiento", declaró Lorenz al diario español.

Dijo que, incluso si hubiera decidido seguir adelante con la llamada Operación 40 —una trama que, según Lorenz, unía a la CIA, al FBI, al exilio cubano y la mafia—, no habría podido hacerlo.

Explicó que cuando en la habitación del hotel Habana Libre abrió el bote de crema comprobó que las pastillas se habían desintegrado y solo quedaba una masa pastosa.

"Lo tiré por el bidé", relató. "No se iba por el desagüe y tuve que empujarlo, hasta que despareció del todo. Entonces me sentí libre".

"No lamento no haber matado a Fidel, al contrario: es la decisión de la que estoy más orgullosa en mi vida" agregó.

Lorenz nació el 18 de agosto de 1939 en la ciudad alemana de Bremen, hija de un alemán y una estadounidense.

Las primeras 48 páginas de su libro las dedica a su infancia y su adolescencia, incluyendo su paso por el campo de concentración de Bergen-Belsen cuando tenía cinco años y su violación por un sargento estadounidense cuando tenía siete años.

Según El País, reconoce que ha sido una mujer en un entorno de hombres, que ha inventado mentiras para protegerse, a ella y a sus hijos, y que ha dicho la verdad cuando le ha convenido. Pero ahora, dice, quiere "dejar las cosas claras".

Además de la relación con Castro, las memorias de Marita Lorenz incluyen una con el dictador Marcos Pérez Jiménez —supuestamente ordenada por la CIA— de la que nació su hija Mónica Mercedes, y su testimonio sobre el asesinato de John F. Kennedy, por el que tuvo que declarar ante una comisión investigadora.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 22 ]

Imagen de Anónimo

Al igusal que Kennedy y sus 'famosos amorios', mi pregunta siempre ha sido sobre estos 'lideress politicos':Si el dia tiene 24 horas, cuanto tiempo se lo dedicaban a la pputeria con tantas que atender y cuanto tiempo a gobernar?!?!?!?!?!?!.

Imagen de Anónimo

Ésta sigue viviendo del único cuento que tuvo en su vida..., ¿cómo iba a querer matarlo si era su gallina de los huevos de oro?, si hubiese sido así y lo hubiese liquidado (gran favor que le agradecerían los cubanos), a quién le interesaría lo qué dice ahora para publicarlo... A parte de que padece todvía el síndrome de Estocolmo... Vaya usted a saber las cámaras y micrófonos que le tienen en la casa... No se escapa así como así de un delincuente mafioso, que hasta le sacó el hijo de las entrañas antes de que se fuera de Cuba. Y sigue comiendo caca con lo vieja que está...

Imagen de Anónimo

La historia es mala, la fotografía no existe, la trama se contradice, la actuación es pésima, en fin, esta película es tremenda miercoles

Imagen de Anónimo

Así que "EL PRIMER JINETERO" de cuba  fué el castro ese ... Le sigue Mariela con tres "PÉPES"  estranjeros también ...CON EL ORO SE COMPRA DE TODOCON LA PLATA LAS PENAS SE MATAN

Imagen de Anónimo

Hay a,esta loca quien le va a Hacer caso , ahora con esas .que me la pongan de otro color que no la creo . Mejor que cuente como se la Comía Fidel o de que tamańo la tiene 

Imagen de Anónimo

       Si siguen apareciendo gente que han intentado matar a Fidel Castro la cuenta  va a llegar a mil por lo menos.

Imagen de Anónimo

que me cuenten una de cowboy, que esa no me la creo.

Imagen de Anónimo

..Al final de cuentas, que fue esta infeliz durante toda su vida, si no,  una víctima barata "prostituta", a merced del extravagante "apetito sexual" de los tiranos dictadores.  (Dr. Carlos M. de Céspedes, Bayamo - CUBA)

Imagen de Anónimo

Esa mujer no tiene ni una gota de verguenza. Dá asco !Debería ir a vender su libro en Cuba, en la famosa "feria del libro" de La Habana, para que gane bastenates dólares !!!!

Imagen de Anónimo

Pues si las pastillas se habían desintegrado, el plan falló, porque de todas formas no hubiera podido hacerlo. Ahora dice que porque no quiso. Encima de que la preñaron y le quitaron el hijo a la fuerza. Es una cerda.