Miércoles, 28 de Septiembre de 2016
00:58 CEST.
Sociedad

Los huecos de las reparaciones compiten con los baches en las calles de la capital

A los baches de las calles, que ya son parte del paisaje habanero, se suman cada día nuevos agujeros, en este caso abiertos por empresas que realizan reparaciones u otras obras y que tardan en cerrarlos o, sencillamente, alegan que esa parte del trabajo no les compete, se quejan vecinos.

En la esquina de Obispo y Bernaza unos enormes agujeros anuncian el trabajo de la Compañía de Electricidad. Los trabajos iniciaron esta semana, pero Obispo, desde la misma Bernaza hasta Villegas exhibe todavía el enorme canal de una reparación de hace más de quince días que aún no ha sido vuelto a adoquinar.

"Ahí lo que arreglaron fue el agua", dice una trabajadora de una tienda. "Pero hace rato que terminaron y todavía sigue el hueco. Ahorita se vuelve a romper". Una clienta, vecina del lugar, interviene: "No sería la primera vez. Aquí en la Habana Vieja varias veces se han demorado tanto en tapar un hueco que se rompen las tuberías de albañales y se mezclan con la del agua potable. Hemos tenido aguas contaminadas por esa gracia hasta por gusto".

Una llovizna moja el polvo acumulado en los huecos. "Mira qué clase de fanguero por gusto. Esas cosas pasan porque no hay una compañía que asuma todo el proceso de reparación. Una es la que abre el hueco, pero tiene que venir otra a cerrarlo y por eso pasan los días sin que se termine el trabajo", añade la vecina.

A dos cuadras de allí, en la esquina de Lamparilla, Aguas de La Habana levanta el pavimento con una excavadora para cambiar las tuberías. "Lo de nosotros es abrir y cambiar la tubería. ¿Cerrar el hueco? No me parece..."

En el reparto D' Beche, de Guanabacoa, al mal estado de las calles se suman estos agujeros por reparaciones. En la calle Barreto, llegando a la esquina de Nazareno, Aguas del Este sustituyó una tubería en mal estado y dejó el hueco, que se mantuvo abierto por tres meses.

"Los niños del barrio abrieron la llave y llenaban el hueco para bañarse como si fuera una piscina", comenta una vecina de Nazareno.

A causa de esta situación, las tuberías se siguieron rompiendo. La compañía tuvo que regresar y hacer nuevas reparaciones.

"El hueco ahora llega hasta la puerta de mi casa", se queja la vecina. "Y todavía Viales no ha venido a cerrar el anterior. Yo hablé con el delegado del Poder Popular, pero Viales sigue sin dar respuesta. Si las cosas continúan así, en poco tiempo no se podrá caminar por las calles del reparto... porque no habrá calles".

Comentarios [ 3 ]

Imagen de Anónimo

Tan viejo y moliendo las mismas dos ideas primarias para seguir escribiendo articulos. Ya aburre

Imagen de Anónimo

Esto pasa porque los gobernantes y alcaldes , no sirven ... Así son ,vamos hacer un puente pero alcalde si no hay río , pues no importa haremos el río ... Jajaja

Antonio Bermudez

Imagen de Anónimo

Bueno hueco para rato.y los delegados mensajeros sin hacer nada.porque solo son figuras decorativas despues de todo.