Sociedad

Los nuevos ricos cubanos se dejan ver y hacen alarde de su dinero

Archivado en:

La elegante azotea del restaurante El Cocinero, en La Habana, se ha convertido en uno de los bares de moda en el año que lleva abierto. Y para entrar se necesita reservación, reporta la AP.

Van muchos extranjeros, pero también cubanos —no pocos, por cierto—, vestidos a la moda, que se sientan en sillas en formas de mariposa y beben mojitos de tres dólares.

"¿De dónde sacan la plata? No lo sé y la bola de cristal no la tengo", dice Lilian Triana, una cubana que estaba en el bar el sábado por noche.

Economista de 31 años, Triana trabaja para la petrolera estatal venezolana PDVSA, que tiene oficinas en La Habana. Cree que algunos pueden disfrutar porque tienen familiares en el extranjero que les envían dinero.

La capital cubana está experimentando un auge de bares y clubes privados como El Cocinero, evidencia de una pequeña pero creciente clase de artistas, músicos, empresarios y familiares de dirigentes políticos relativamente acomodados en un país donde la mayoría gana unos 20 dólares al mes.

Y los nuevos ricos cubanos no solo se dejan ver sino que también hacen alarde de su riqueza. Se trata de una diferencia importante en comparación con hace algunos años, cuando el Gobierno atacaba a los cubanos que vivían mejor que sus compatriotas.

A los cubanos que trabajan para una empresas extranjeras y embajadas, y a los que reciben remesas del exterior, se han unido algunos pequeños empresarios exitosos.

Luego está la élite del mundo del arte y la música, que ganan cientos de veces más que lo que devenga la mayoría de los cubanos, y los hijos de figuras del régimen.

Este fenómeno fue documentado por el artista visual neoyorquino Michael Dweck en su libro Habana Libre, publicado en 2011.

Dweck fotografió durante tres años un aparentemente improbable estilo de vida en la capital cubana.

"Hay una clase privilegiada que vive una muy buena vida en La Habana, que es lo contrario a lo que nos dijeron a los estadounidenses sobre que pasaba en Cuba", dijo el fotógrafo.

Es en el circuito de bares de Cuba donde estos nuevos ricos son más visibles.

Los artistas e intelectuales abundan en bares como El Cocinero y la Fábrica de Arte Cubano, que está al lado del primero y que abrió sus puertas el mes pasado de manos del artista Equis Alfonso, como galería de arte, sala de conciertos y bar que cobra dos dólares por la entrada.

Otros van al Bohemio, un bar construido en lo que era un jardín de una casa, donde sopla algo de viento, para golosear tapas de quesos y jamón serrano, o al Café Madrigal, que fue el que comenzó el auge de los bares privados cuando un director de cine lo inauguró en 2011 y que ahora es uno de los lugares favoritos para los amantes del cine y el teatro.

Julio Carrillo, un guionista de 52 años, dice que en los últimos años él y su compañero han salido menos porque los bares estatales tienden a ser lugares aburridos, con música ensordecedora y un pésimo servicio.

Las exhibiciones de riqueza personal pueden considerarse ostentosas y hacer que la gente se pregunte de dónde salió el dinero. Así que muchos cubanos con dinero aún tienden a quedarse en casa. Pero progresivamente se reduce esa proporción.

"Era como, 'vamos a casa de alguien que hay una cena o una fiesta, traigo una botella', se queda como bajo perfil, ¿no?", dice Carrillo. "Y ahora es más cómodo. Podemos ir a otro lugar y nos reunimos allí... A mí me tiene muy contento, la verdad. El poder ir a un lugar así es como normalizar la vida".

También hay clubes privados que atienden a los jóvenes descendientes de cubanos que tienen dinero y conexiones: lugares como el Shangri La, una discoteca construida en un sótano y con exceso de aire acondicionado en Miramar, o El Palio, un restaurante privado.

Algunos clientes dicen que a veces ven a los hijos de los clanes políticos más poderosos de Cuba en esta discoteca, custodiados por agentes de la Seguridad del Estado vestidos de civil, que merodean en las afueras.

Pero toda esta actividad está limitada a un pequeño segmento de la población, muy lejos de lo que ocurre en el Malecón, una amplia avenida que corre paralela al mar, donde la clase pobre cubana se reúne los fines de semana a tomar ron en envases de cartón que se venden por menos de un dólar.

"Aquí (estamos) en el Malecón, a disfrutar, a ver chicas", dice Adán Ferro, un barrendero de 20 años. Y con sarcasmo agrega: "¿Dónde me voy a meter, en el Habana Libre?"

Comentarios [ 69 ]

Imagen de Anónimo

Dice Jose Antonio:

"la verdad es que me considero un privilegiado en Cuba, pero no soy artista, no recibo remesas, no soy familia de nadie importante, no soy jinetero, no soy delincuente, soy un cuentapropista que trabajo mucho pero mucho mucho..."

Entonces que eres, Familia de Fidel? porque vender pan o cualquier otra cosa no hace privilegiado a nadie. Di la verdad Jose, tu familia sabe que eres chiva del G2?

Imagen de Anónimo

Un cuentapropista que trabaja mucho? en que trabajas Jose Antonio?  te crees listo porque la haces alla donde aplastan a otros mejores o iguales a ti que quizas no esten conectados como tu al G2? No se en que trabajes; pero debe ser en algo relacionado con comida, si asi debes estar, obligatoriamente participando de algo ilicito, ya sea directa o indirectamente, porque es asi como se vive alla. Tan simple como esto, en Cuba, si no estas conectado al G2 no subes, y como siempre de una forma u otra estas metido en ilegalidades y mas si eres "cuentapropista", se debe tener buen dinero para compra de inspactores, te entiendo Jose Antonio, el hombre nuevo no sabe la diferencia entre lo correcto y lo incorrecto.

Imagen de Anónimo

Hay algo que no entiendo ¿porque criticamos tanto si frank fernandez, o pablo milanes tienen tal o cual carro?, yo me alegro por ellos, son figuras y generan o han generado dinero, estan ellos si en otro nivel, pero no lo ven mal que lo ganen los artistas en USA, Europa o cualquier otro lugar, entonces es porque el gobierno de aqui es comunista? o simplemente porque este es un pais pobre que cae mal?, realmente no lo entiendo, debo ser muy bruto, a mi me encantaria tener un carro así (en otra vida claro) pero me alegro por los que lo tienen, dejemos la envidia y nos ira mejor hermanos. JOSË ANTONIO

Imagen de Anónimo

Soy el mismo anonimo (la firma anonimo no la pongo yo), de la 1,33, y para no ser más anonimo firmare antes de subir el articulo,..., la verdad es que me considero un privilegiado en Cuba, pero no soy artista, no recibo remesas, no soy familia de nadie importante, no soy jinetero, no soy delincuente, soy un cuentapropista que trabajo mucho pero mucho mucho, y a pesar de todos los defectos que son muchisimos, soy padre de familia y lucho para que a esta no le falte nada, y me atengo a las leyes aunque como a todos haya muchas que no me gusten, pero son las normas que rigen la sociedad, lo que hace falta es que sean igual para todos, en eso si debemos ser igualitaristas no dejo de reconocer que hay cosas que estan mejorando, de forma a mi modo de ver demasiado lenta, pero la verdad es que jode que siempre se cataloge a todos en la misma forma, JOSE ANTONIO

Imagen de Anónimo

Pidele a cualquiera de esos que se solidarize con las Damas de Blanco, o con los Opositores y veran que te dicen : "Yo no me meto en politica"

 

Imagen de Anónimo

Oh, están pasando por lo mismo que los balseros asentados en Miami: no pueden ir a los lugares donde solo los ricos pueden pagar

Imagen de Anónimo

No se entiende, como ver esto con buenos ojos? no se, que alguien vendiendo pizzas haga dinero esta bien, pero para que estudiar si seras un pobre?, una sociedad que no promueva este tipo de cosas como estudio y promueva la chivateria y el jineterismo como forma de hacer dinero no va a ningun lado. No se habla aqui de igualitarismo socialista, se habla de igualdad de oportunidades no de un igualitarismo ficticio antiantural impuesto y que estudiar de verdad sirva de algo, por eso en Cuba los jovenes dicen: para que estudiar? mejor me meto a jinetear o a "fachar" o a chiva del g2 por una jabita con pan con pasta y un jabon y 20 cuc al mes. Que Silvio tenga dinero esta bien; pero que se haga el humilde y se crea el listo y apoye un socialismo para otros es ofensivo, que restriegue su dinero delante de los pobres esta mal y mas muchos pobres con talento que los ven truncado en esa isla-loca. La forma en la que esa sociedad permite el acceso al dinero es lo que esta mal, no se premia el merito real se premia la mediocridad o el merito al que chivatee mas.

Imagen de Anónimo

piramide social cubana:

1) familia castro.

2) historicos y familia de los "historicos".

3) socios extranjeros de la familia castro y los historicos.

4) socios cubanos de la familia castro y los historicos. (funcionarios del INDER, ANAP, etc....), dueños de paladares socialistas y bares tambien. Firmas extranjeras.

5) musicos y deportistas que le caen bien a la familia castro y los historicos.

6) gente que recibe remesas y algun que otro negociante que venda pizzas o cualquier otra cosa que sepa comprar a los inspectores socialistas. Jineteras y Jineteros.

7) policias y chivas del G2.

8) medicos y personal medico o de salud en misiones o acabado de llegar de misiones. para eso tienes que chivatear y caerle bien al g2.

9) En fondo todos los demas, no importa si eres cientifico, ingeniero y el chofer mas rapido de san miguel de padron, estas al fondo y ya aceptal y no cojas lucha.

10) Ancianos que creyeron en cuento de la vejez linda en el socialismo y estan negativos mas abajo del fondo, tienen que vender mani y periodico granma pa poder comprar arroz.

Imagen de Anónimo

Sinceramente, yo no llamaría a esos 'nuevos ricos cubanos'. Eso es sensacionalimo puro. Apenas son cubanos que ganan un poco más que los otros, ya sea porque les va bien en su negocio, porque son artistas, porque vendieron más pizzas o por lo que sea. Y me alegro por ellos. Ojalá esa prosperidad se extienda. Aunque sabemos que las políticas guberanmentales son las que la frenan. No sé por qué esa mala idea de querer aguarles la fiesta a esos cubanos calificándolos como 'comunistas'. Más bien los que proponen eso se comportan como tales.

Imagen de Anónimo

Anónimo - 24 Mar 2014 - 6:54 pm.

Aunque veo bien que un minimo % de privilegiados pueda comprase un trago con su salario mal ganado, en un medio que aplasta a todos los demas y ellos aunque tuertos son reyes, no puedo ver bien que para hacer eso se tengan que plegar al jineterismo tenga el apellido que tenga, y no se premie el talento sobre todo academico como forma de estimular a la sociedad a crear riquezas y buscar soluciones, si se premia la incondicionalidad al sistema incluso a mediocres, si hay que jinetearse los pesos, aunque este bien que se tenga dinero; pero asi? crees que vale la pena?