Prensa

La prensa que desinforma

Para los ideólogos castristas, los activistas de Kiev y los estudiantes venezolanos son fascistas, Kim Jong-un no traficó armas con La Habana y Beyoncé jamás visitó la Isla.

Hay un desfase abismal entre la realidad cotidiana y la información brindada por una despistada prensa oficial.

Nunca en Granma, Juventud Rebelde, Trabajadores o algunos de los 15 órganos provinciales de prensa, fue noticia del flagrante contrabando de armas del régimen de Castro con el de Corea del Norte, violando el embargo que mantiene Naciones Unidas a la dinastía de Pyongyang.

La aburrida y desorientada prensa nacional, escrita, radial o televisiva, no ha reportado hasta la fecha sobre los espacios abiertos al diálogo por la Iglesia Católica. O sobre noticias locales que han tenido repercusión, como la protesta en Holguín de trabajadores por cuenta propia o la insólita caminata de una mujer desnuda en la ciudad de Camagüey.

También pasan por alto asuntos menos tensos o polémicos, como la visita a Cuba de los peloteros de Grandes Ligas Ken Griffey Jr. y Barry Larkin, o de famosos como Beyoncé y su esposo el rapero Jay Z.

Tampoco interesa que los lectores o televidentes se enteren que artistas y músicos cubanos residentes en el exterior visiten la isla y actúen: son los casos de Isaac Delgado, Descemer Bueno y Tanya, entre otros.

Ni siquiera se publica un artículo para analizar los desquiciados precios en la venta de autos o servicios de internet.

En temas internacionales, el viejo truco es mostrar solo una parte del fenómeno. Para quienes solo leen medios oficiales y no tienen acceso a otras fuentes informativas, los que protestan en Ucrania, Venezuela y Turquía, son terroristas y fascistas.

En Cuba nunca se publicó que el dictador Kim Jong-un ejecutó de manera sumaria a su tío. Igualmente se guarda silencio sobre las atrocidades que acontecen en los campos de concentración en Corea del Norte. O sobre el trato degradante a las mujeres en Irán.

Los espacios de los periódicos suelen estar ocupados por comentarios culturales y deportivos de tono bajo, la cartelera televisiva, noticias optimistas acerca de la producción agrícola nacional o la buena marcha de las reformas económicas dictadas por Raúl Castro y sus asesores.

Al parecer, se considera inoportuno informarle a los cubanos de las pláticas entre el millonario azucarero cubanoamericano Alfonso Fanjul y el canciller Bruno Rodríguez. Tampoco se cree conveniente que la gente de a pie conozca que Antonio Castro, el hijo de Fidel Castro, juega en torneos de golf.

O que recientemente empresarios de billeteras abultadas pagaron 234.000 dólares por un humidor artesanal de tabaco Montecristo en el XVI Festival del Habano, donde el invitado más conocido fue el cantante británico Tom Jones.

La información local es dirigida por ideólogos inflexibles que presumen que tras la cacareada libertad de prensa, se esconde una "operación militar de los servicios secretos de Estados Unidos".

Y se lo toman en serio. Como si se tratara de un asunto de seguridad nacional. Por eso los periodistas oficiales son soldados de la información. Amanuenses disciplinados.

Para los talibanes del Partido Comunista, internet y las redes sociales son una forma moderna de vender capitalismo a distancia. Los nuevos tiempos los han pillado sin muchos argumentos. Aseguran tener la verdad, pero temen que sus ciudadanos la comprueben por sí mismos.

Las lecturas de ciertas informaciones deben ser sugeridas por el magnánimo Estado. Piensan, y se lo creen, que los ingenuos compatriotas no están preparados ni lo suficientemente inoculados para el veneno propagandístico de los grandes medios mundiales de comunicación.

Ni siquiera Raúl Castro ha logrado quebrar la tozuda censura y el sopor habitual de la prensa oficial. Desde hace años, Castro habla de convertir la prensa en algo creíble, ameno y atractivo. Pero nada ha cambiado.

Destinado al consumo externo, a forasteros interesados en Cuba y, sobre todo, a dos millones de exiliados desperdigados por el mundo, se han abiertos webs y blogs oficialistas. Con voz propia, intentan promover el espejismo de una apertura.

Los guerrilleros de la palabra quedan para consumo interno.

Comentarios [ 35 ]

Imagen de Anónimo

Respondiendole al anonimo del 17 maz 2014, 5:52pm.-Los unicos logros que ha tenido la revolucion cubana es de destruir la nacion cubana, empobrecerla y separar a la familia cubana, el gobierno cubano no es un reprecentante del pueblo cubano, o es que no te has dado cuenta que en el mundo entero hay muchos cubanos y no son reprecentedos por el gobierno que impera en Cuba(la dinastia de la familia Castro) y como tu le sigues el juego tu piensas que hablar mal del gobierno que impera en Cuba es hablar mal de Cuba como nacion y solamente repites las ofensas que te han instruido para repetir una y otra vez, no tienes ni un poco de imagen para darte cuenta de la realidad cubana como pueblo y de la realidad del gobierno que impera en la isla. Tu no sabes nada del mundo exterior, (de su forma de vida y de las cosas que les molestan y estan en su pleno derecho de protestar sin ningun atropello) porque solamente te permiten saber lo que a la dinastia Castro les convenga para tener tu serebro preso.

Imagen de Anónimo

Los integrantes de la prensa oficialista son sobrevivientes con poder de emitir opiniones radicales a cambio de alguna mejora en su forma de vida. Trabajan por 20 dólares al mes y si gustan en su estilo, recibirán algunas libras de alimentos adicionales. Los más aventajados tendrán una tarjeta de combustible que les permitirá llevarse el Lada a su casa.

Para conseguir alguna migaja adicional tendrán que alabar a sus jefes (los Castro) y castigar al "enemigo" que nunca ataca ni invade... pero debe ser poderoso porque tiene la culpa de todos los males que tiene el pueblo cubano.

No se meten en temas "complejos", que les pueden traer problemas posteriores, como por ej. ir al Centro de Negocios y observar quienes son los familiares de la Corte que ostentan chapa de empresarios extranjeros, como el mismísimo esposo de Mariela Castro, Paolo Titolo.

Tienen facebook - gracias a sus prerrogativas - y hablan del tiempo, ponen fotos familiares y hasta de sus amoríos, pero jamás mencionan problemas políticos que puedan parecer una duda a sus convicciones revolucionarias.

En síntesis, es muy pobre lo que la prensa nacional hace por su gente porque forman parte del aparato de des-información oficial que "todo lo sabe y todo lo tapa".

La prensa extranjera también va por ese camino: los editores son los oficiales del Minint que los atienden el CPI (Centro de Prensa Internacional).

Imagen de Anónimo

prensa al servicio de la elite talmudista cubana, ellos cargados es billete y liborio a forrar botones.

Imagen de Anónimo

el diario granma desenforma? si, claro, cuando los hechos estàn contrarios alla "verdad" del gobierno cubano.

Diario de cuba dice ser independiente, pero no se sabe porque esconde a sus lectores que en el gobierno de ucrania hay nazi o nacionalsocialistas como andrey paruby, dmitri jarosh etc etc y que la destituciòn del presidente yanucovich està contraria a la constituciòn de ucrania, se puede leir la magna carta de esta naciòn para comprenderlo.

Imagen de Anónimo

ahora la papa no alcanza, y uno se pregunta, y el vasito de leche?

Imagen de Anónimo

Simpático como el articulista denomina a los ue se robaron el gobiern en Kiev como "activistas"...jeje... Que son fascistas, señor...están matando gente, intimidando, llevando a cabo una limpieza étnica en el este de Ucrania...por favor!!! A quién pretende engañar?

Imagen de Anónimo

Esa es la vida de la Castrodictadura, LA DESINFORMACIÓN, LA MANIPULACIÓN DE LA REALIDAD, DE LA VERDAD.

Crean un país ficticio, virtual, donde siempre se sobrecumplen los "planes" aunque no haya ni donde amarrar la chiva.

Sus armas son la manipulación de la chusma, de la gente humilde a las que les hace creer que son importantes y que se trabaja para ellos; como nos vino prometiendo año tras año el futuro luminoso de La Revolución llegando a una vida plena y de desarrollo; así le entrgeamos nuestras almas y llegamos a viejos hechos unos miserables esclavos sin tener NI DONDE CAERNOS MUERTOS.

No tengo una sábana decente para dormir, no tengo una toalla con que me pueda secar; no tengo agua corriente en mis pilas, no tengo un colchón que no se le salgan los muelles y sin dinero para arreglarlos, mis cubiertos para comer son variopintos, desde los de aluminios robados en los comedores de escuelas, hasta alguno más o menos decente robados en un hotel.

Mi cocina es asquerosa, no tengo nada que valga la pena, la mayoría vivimos así; y ni siquiera gente que tiene familia en el extranjero, que con sacrificio le envían dinero, viven mucho mejor que yo.

Imagen de Pamela Landy

Iván García merece una felicitación con mayúsculas. ¡Cuánta razón lleva en la crónica de la vida a ras de suelo en la Cuba actual que nos narra! Sin ir más lejos, hace unos días, cuando la cosa en Caracas estaba en su punto máximo de ebullición, la primera plana de Granma publicó una fotografía de una Caracas idílica sin protestas callejeras, botes de humo antidisturbios, ni barricadas. Si vamos más allá, con respecto a uno de los temas que toca, el de Corea, a ningún periodista insular le llamó la atención la repentina muerte del Gral. Pedro Mendiondo Gómez y la fulminante cremación de su cuerpo, como para que a nadie se le ocurriera hacer preguntas incómodas. Ningún órgano impreso de cubano se atrevió a relacionar el barco con las armas azucaradas en dirección a Corea del Norte, el descubrimiento del mismo y la casualidad de esta muerte, que a lo que más huele es a ejecución sumaria por fracaso en la gestión contrabandista.

En fin, se pueden citar decenas de ejemplos donde la prensa oficialista cubana ha mirado para otro lado, o ha lanzado balones fuera para desviar la atención de los temas más candentes. Se impone la lógica de intentar por todos los medios posibles, que la gente no pueda acceder a la internet libre, porque ahí se puede contrastar cualquier información. Y eso, la junta militar facista que desgobierna en la isla, no está dispuesta a aceptarlo.

Salu 2, Pam Landy

Imagen de AdelaCuba

La censura va mas allá del no permitir. Entorpece, deteriora el vocabulario; dando lugar a personas menos cultas. Es por eso que conocemos a sujetos acabados de llegar con títulos universitarios que se conducen como cualquier chusma. No solo se omiten lo relacionado con noticias mundiales con aspecto capitalista pero también se reservan las extravagancias de sus familias, yo nunca supe en Cuba que Fidel tuviese esposa, ni cuantos hijos tenia, donde vivía y otras noticias simples. Toda esa mentira es parte de ese plan de embrutecer a los cubanos para poder dominarlos.

Imagen de Anónimo

El presidente de la Comisión de Investigación de la ONU sobre Corea del Norte, Michel Kirby, comparó al régimen de Pyongyang con los sitemas de gobierno aplicados bajo el nazismo, el apartheid o el jemer rojo. Entre los crímenes documentados de manera precisa y eshaustiva figuran: exterminio, asesinato, esclavitud, despariciones, ejecuciones sumarias, torturas, violencia sexual, abortos forzosos, privación de alimento, desplazamiento forzoso de poblaciones, y persecución por motivos políticos, religiosos o de género. El régimen coreano no puede ser sentado en la Corte Penal Internacional, a menos que lo apruebe el Consejo de Seguridad de la ONU. Y China y Cuba han dicho que no ocurre nada de eso, ¿por qué?-Porque son iguales a ellos, y lo que falta por saberse verdaderamente de China y Cuba con pelos y señales. Y que no documenta el Granma ni la televisión cubana.