Sábado, 20 de Enero de 2018
21:29 CET.
Sociedad

La Iglesia Católica abre cursos para capacitar a nuevos emprendedores

La Iglesia Católica abrió dos talleres y una diplomatura ligada a una universidad mexicana para capacitar a los nuevos emprendedores y cooperativistas que quieran abrir negocios en la Isla, informa AP.

Las incubadoras de pequeñas empresas comprenden la capacitación y el asesoramiento, pero no incluyen el llamado "capital semilla" (capital inicial), explicó la revista Palabra Nueva, del Arzobispado de La Habana.

Dos de los proyectos, un taller de tres meses y una diplomatura de dos años, son administrados por la Compañía de Jesús y los Hermanos La Salle; mientras que otro curso de un mes está gestionado por el propio Arzobispado de La Habana.

La forma de ingresar a las clases depende de cada iniciativa. Por ejemplo, en el diplomado que avala la Universidad de La Salle en México se debe rendir un examen, explicó la publicación, que no especificó la cantidad de personas matriculadas para cada uno.

El curso "está pensado para enseñar a las personas a conducir un negocio de una manera elemental. Ofrecemos, por lo tanto, conocimientos básicos, pero necesarios, para adaptar el proyecto a nuestro país", comentó Jorge Mandilego, director de CubaEmprende, del Arzobispado, que comenzó sus talleres a mediados de 2012.

Mandilego indicó que se imparten cuatro módulos —uno por semana—, con temas que van desde la necesidad de tolerar las frustraciones, pasando por conceptos de mercadeo, hasta técnicas de contabilidad y tributos.

"Al final de todos los encuentros, de acuerdo con la metodología utilizada, el estudiante debe entregar su plan de negocio al 70% de cumplimiento", expresó Mandilego.

En cuanto a las congregaciones, los jesuitas llevan adelante un taller de dos frecuencias semanales "dirigido a resolver o aminorar un problema objetivo, enfocado a la realidad cubana", explicó uno de sus responsables, Carlos Ramón Pedroso.

"Asisten personas de todo tipo, profesionales o no, católicos o no, sólo importa su interés por desarrollar a conciencia un proyecto", agregó.

Los hermanos de La Salle desarrollan en su diplomado siete módulos que incluyen temas más elaborados como gestión de capital humano y negociación o ventas.

La revista advirtió que ninguno de los tres cursos "busca desplazar algún empuje similar que, con igual propósito, se realice desde instituciones estatales".

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 7 ]

Imagen de Anónimo

como nos contactamos con los organizadores? 

Imagen de F.Hebra

 "Tolerar las frustraciones", es decir, aceptarlas como hay que aceptar en la iglesia la idea de un ser todopoderoso que nos vigila y juzga. Un símil nada original donde el gobierno cubano tiene el mismo poder que Dios. Salvando las distancias, claro. Lo único realmente innovador es comparar a dos entidades poderosas: un dios del cual no hay evidencias de que exista y un gobierno que de sobra sabemos que es real y no concede la absolución con cinco AveMarías y cinco Padrenuestros.

Imagen de Anónimo

No comprendo los comentarios. Sólo criticas vanas. ¿A que intereses puede responder desacreditar a las iniciativas particulares? Siempre en Cuba el gobierno ha tratado de hegemonizar todo el capital humano e ideologico. Creo le teme a las ideas de la iglesia igual que a cualquiera que trate de hacer un centro de educacion en Cuba. LEAMOS ENTRE LINEAS EL OBJETIVO DE CADA COMENTARIO. En muchos de ellos está la separación y la desconfianza en todos los actores de la sociedad civil. "TODOS DEBEMOS TENER PARTICIPACIÓN EN LA SOCIEDAD"- esto es un principio que al regimen no le gusta y todos los ciudadanos formamos parte de un grupo social determinado, formamos una institucion religiosa o participamos de un culto, tambien somos parte de la cultura, o del deporte, o somos cuentapropistas, ninguna de las categorias son excluyentes. Una realidad: "La dictadura teme", y teme además que una institución tenga un poder de influir en su tejido social. Un consejo: Aprovechar medios a nuestro alcance para superarnos y de cada idea sacar conclusiones que sabemos no te darán en mesa redonda ni en el Granma. A los que se prestan para servir a la dictadura desde su conexion a Internet les recomiendo que tengan ética, ser HUMANOS Y CIVICOS tiene su encanto: "SER LIBRES", y es muy hermoso. 

Imagen de Anónimo

La iglesia está dando pasos de hormiga, pero al fin y al cabo, pasos seguros. El régimen castrista con Raúl al frente, ha identificado a la cúpula eclesial como un socio facilitador de la tiranía impuesta. Este es un ejemplo más, pero vendrán otros. Muchos. Doy por seguro de que estos dirigentes empresariales formados por la iglesia cumplirán una función mucho más relevante que ponerse al frente de negocios cuentapropistas o cooperativas. No me extraña que la iglesia esté preparando a la futura cúpula dirigente y política del país. Con escasos valores democráticos y la fea costumbre de no defender la libertad. Vamos, más o menos, lo mismo

Imagen de Teresa Dovalpage

Sería interesante saber quiénes están impartiendo los cursos.Desgraciadamente, el comentario anterior tiene razón. Me temo que a los "emprendedores" (vaya con la palabreja, que no es usual) no les den muchas oportunidades de desarrollar sus talentos

Imagen de Anónimo

¿por qué no enseñan primero a pensar con libertad, curas cobardes, cómplices de asesinato? el mejOR

Imagen de Anónimo

Seh... para que cuando prosperen aparezcan los auditores del gobierno y les partan las patas, como de la manera más escandalosa y descarada acaba de pasar con Miguel Ginarte. En Cuba, emprendedor es sinónimo de ambicioso, maceta y criminal.