Sábado, 16 de Diciembre de 2017
18:20 CET.
Televisión

El entretenimiento y la justicia

Uno de los elementos más llamativos de dos de los programas con mayor audiencia de la aburrida televisión nacional se encuentra en los procedimientos tan dispares que, en estos, adoptan las autoridades ante los infractores de la ley. El primer programa es la telenovela brasileña Insensato Corazón; el segundo, el policíaco de producción nacional Tras la Huella, de más modesta factura.

El hecho de que estos productos audiovisuales hayan sido concebidos desde ópticas y sociedades muy distintas permite apreciar el funcionamiento de la justicia en un Estado de derecho (o aspirante a serlo) y un régimen dictatorial.

No se trata ahora de hacer una apología del sistema judicial brasileño —no existe obra humana perfecta, mucho menos las asentadas en un concepto tan subjetivo como la justicia—, sino de saber reconocer los elementales derechos que asisten a la persona bajo un sistema democrático. El actual culebrón que se exhibe en la televisión cubana es una muestra de ello.

Estafadores y criminales no dan declaraciones ante la policía en la serie brasileña si no es ante un abogado —el cual responde a veces al interrogatorio en lugar del acusado—, la intervención de una línea telefónica privada es una acción ilegal y ningún ciudadano puede presentar una conversación telefónica intervenida como prueba en un proceso, a no ser que tenga autorización de un juez. Por otra parte, los abogados de la defensa presentan recursos de hábeas corpus o libertad condicional para sus clientes, etc, etc.

Así, las tramas del policíaco estelar de la televisión cubana muestra una realidad diametralmente opuesta. El nada solapado objetivo de esta serie es exaltar la supuesta eficiencia de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR) y del todopoderoso Departamento Técnico de Investigaciones (DTI) en la investigación de robos y crímenes, impecable trabajo que más de un espectador pudiera poner en entredicho. En las escenas donde el acusado se enfrenta al interrogatorio de las autoridades, nunca se ve a un abogado presente para defenderlo de los posibles excesos o errores del cuerpo represivo.

En Cuba no existe la posibilidad legal de contratar a un abogado de manera independiente, por lo cual todos los ciudadanos sin excepción presentan un alto grado de desamparo ante un cuerpo judicial totalmente controlado por el Gobierno. A su vez, en la mayoría de los casos, este designa un abogado de oficio pocos días antes de la celebración del juicio, lo cual provoca que el jurista carezca de tiempo suficiente para poder presentar una buena defensa del acusado. Desde el primer momento el fiscal juega, por tanto, con una considerable ventaja. Ejemplos sobran y seguramente la ilegal Asociación Jurídica Cubana puede presentar varios testimonios documentados de casos. Por lo demás, cualquier persona sabe que todas las comunicaciones en Cuba están bajo un estricto control. La aparición de un Edward Snowden o un Bradley Manning es impensable para quien conozca el aceitado control interno del castrismo.

Como no es su objetivo, en la serie televisiva (patrocinada por los Estudios Fílmicos del Ministerio del Interior) nunca se exhibe a los acusados en los juicios, y solo al final una voz atronadora menciona el delito por el cual estos son sentenciados y los años de privación de libertad que se les imponen.

Entre un programa audiovisual y otro, un espectador perspicaz apreciará la importancia de los derechos individuales, a los cuales deben subordinarse los derechos colectivos, y no a la inversa, como sucede en muchos macabros proyectos de ingeniería social vividos por la humanidad en el pasado siglo XX y lo que va del XXI.

La exhibición de estos programas incita a una breve reflexión sobre la realidad de la Isla. En materia de derechos ciudadanos la sociedad cubana se encuentra en pañales, así como la actual cultura cívica. Más de medio siglo de experimento totalitario ha dejado sus huellas. Una vez la transición sea una realidad palpable, las nacientes fuerzas democráticas tendrán ante sí una labor gigantesca.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 13 ]

Imagen de Anónimo

¿Y usted se cree Anónimo - 12 Sep 2013 - 2:39 am., que por haberse ido de Cuba dejó de ser cobarde? Una de las razones por las que la gente se va es esa precisamente, por la cobardía de no poder, o no saber, cómo enfrentarse a aquello que los aplasta y humilla? Usted, además, es cobarde porque desprecia a sus compatriotas, a los que se levantaron en el maleconazo y a los disidentes que hoy mismo se enfrentan a la policía política. Usted no se "liberó", usted "huyó" con el rabo entre las piernas. 

Imagen de Anónimo

La policia de cuba no esta para ayudar al pueblo o resolver delitos ..lo que saben hacer bien ellos es reprimir y abusar de sus ciudadanos ..es politica ,no democratica y partidista ,asi que mas bien funciona como guardaespaldas de regimen ..o mas bien guardaespaldas personales de los castros su familia y complices ..triste pero cierto ,como todo lo demas en la isla ..!! isla de cobardes los cubanos ...un cubano que se "libero"

Imagen de Anónimo

Acabo de ver otro artículo, en Cubanet, donde se profundiza más en este tema, al parecer por alguien que conoce el ICR desde adentro. El asunto con "Tras la huella" y los policíacos es  mucho más complicado de lo que parece. Ahí se los dejo: http://www.cubanet.org/opiniones/la-isla-del-mutilado-conan-doyle/

Imagen de Anónimo

La diferencia entre un culebrón brasileño (argentino, colombiano, etc.) y uno cubano es que en los países democráticos muchas veces sirven para señalar un problema social grave (o varios a la vez), cuestión que en Cuba ocurre todo lo contrario: mejor tapar todo y que no se sepa nada, dirá el gobierno, partido y demás organizaciones acomodaticias.En Cuba los temas políticos son totalmente eludidos. Si se trata, el que piensa en línea con el gobierno será el bueno y el resto, el lumpen. Recuerdo hace unos años cuando hicieron una novela en la que se trataba el tema del SIDA y jamás mostraron una jinetera, eufemismo caribeño cuando se trata la prostitución.Tampoco pueden mostrar como viven las clases acomodadas. Muestran como un cajero de un supermercado roba y se llena de cadenas de oro, pero no cuentan como los hijos de papá resuelven desde pasaportes hasta antenas parabólicasO sea que el individuo "bueno", "normal" de una telenovela cubana debe ser revolucionario, chivato, conformista, pobre, incomunicado y además de todo eso, jamás debe opinar de política. El personaje podrá hablar de la luna, del calor o de un vestido, pero nunca de Fidel, Raúl u otro personaje histórico, a no ser que deje caer una buena dosis de baba.No vaya a ser que la gente por mirar esos programas adquiera costumbres capitalistas, como los hijos de los funcionarios y luego todos quieran irse a Miami.

Imagen de Anónimo

Yo creo que lo mejor seria que cada cubano leyera "La historia me absolvera" y haga una comparacion con el estado de derecho de aquella dictablanda y esta dictadura tiranica, fabricada por aquellos acusados.

Imagen de Anónimo

Para  Anónimo - 10 Sep 2013 - 8:03 am.Y hasta adonde ha llegado el espionaje (en buen cubano chivateria y delacion) de los genizaros de la dictadura castrista con sus fuerzas paramilitares CDR, FMC, ACRC, CTC, ....... y un largo etc. contra el pueblo de Cuba?. Nunca olvidare en mi casa mi mama para una simple llamada telefonica cerraba las ventanas de la habitacion donde estaba el telefono por el temor que la estuvieran escuchando. MP

Imagen de Anónimo

Recuerdo en los tiempos de "Dia y Noche" (version anterior de "Tras la Huella") en la calle se decia cuando sucedia un delito: "tu quieres ver como lo cogen rapido; que lo pongan en "Dia y Noche". Asi se burlaba la gente de la operacionalidad de la PNR. MP

Imagen de Anónimo

ParaAnónimo - 10 Sep 2013 - 7:23 pm.¡Qué bueno que tú sí cuentas con un elevado coeficiente intelectual! ¡Te felicito! Sobresales entre los cubiches. Ahora bien, la NSA ha mantenido un espionaje masivo tal y como se ha publicado recientemente y no es todo lo que sabemos. No es cuestión de espiar a alguien en particular, sino violar la privacidad de millones de ciudadanos de este país, del cual soy ciudadano, Estados Unidos de América. Talvéz no vivas en USA o si vives te importe un bledo. Pero yo que soy ciudadano consciente, votante y preocupado por mis derechos, por mi país, sí le doy importancia. Máxime cuando nací en un país regido por una dictadura: Cuba. Ah, y sí me gusta Tras la huella, como a muchos otros cubanos que siguen la serie por Youtube. Probablemente tú hagas lo mismo también. La cosa es que como tienes las mismas costumbres, manera de pensar y hablara que aprendiste en Cuba, en todas esas organizaciones a las que yo nunca peretenecí, pero muchos de ustedes sí, reaccionas como si alguien se hubiera metido contigo personalmente. Es como si fueras jefe de algún CDR. Eso te quedó de Cuba.

Imagen de Anónimo

Anonimo 8.03 amA ti nadie te espia, es decir, no vale la pena espiarte pues tu coeficiente intelectual no lo amerita. por un lado dices "los que somos ciudadanos de este pais (Se esta habalando del Brasil, no?) y mas tarde dices: felicidades a los brasileiros.., aunque el delito violento en ese pais es uno de los mayores...... Dile al MININt que te incremente la merienda

Imagen de Anónimo

En cuba desde1959 no existe un estado de derecho, tenia yo soalmente 2 abriles cuando sucedio el nefasto acontecimiento, pero la historia nos narra y mi ya fallecido padre me decia de todas las aberraciones juridicas que desde esa fecha se cometen en cuba.Quisiera alguien explicarme como en cuba existe una ley llamada INDICE DE PELIGROSIDAD SOCIAL , mediante el cual una persona es encarcelada SIN HABER COMETIDO DELITO ALGUNO , otra aberrante figura delictiva es jusgar por CONVICCION, sin probar delito es un ciudadano condenado a largas penas de privacion de libertad,seria una extensisima lista de injusticias . Deseo por ultimo agregar que no valen COMPARACIONES,siempre la dictadura castrista y sus esbirros , acuden a ello para justificar sus crimenes, pero quien va a creer que en una dictadura marxista leninista pudiera existir el mas minimo atisbo de justicia .RENE LIBERTARIO.