Domingo, 17 de Diciembre de 2017
18:50 CET.
Red Avispa

El caso René González

La decisión de la jueza Joan Lenard de modificar las condiciones de libertad supervisada del agente cubano René González, y permitirle que permanezca en la Isla a cambio de la renuncia a su ciudadanía estadounidense, le crea, a no dudarlo, un dolor de cabeza al castrismo.

En primer término, a partir de ahora se tendrán que modificar gran parte de los medios que les han servido para armar la algarabía internacional en torno al caso de "los cinco", pues pancartas, fotos, afiches y otros aditamentos fueron confeccionados para reclamar la liberación de cinco prisioneros, no de cuatro, que son los que quedan en cárceles norteamericanas.

Fue un arsenal que se mantuvo, incluso, tras la salida de René González de la cárcel, y su posterior estancia en Estados Unidos. Imaginamos la ardua tarea que tiene por delante la señora Kenia Serrano, dedicada casi a tiempo completo al caso de "los cinco" en su condición de presidenta del Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP). Ella deberá coordinar la nueva estrategia con los grupos procastristas que, regados por todos los continentes, llevan a la práctica una porción considerable de esta política de Estado de las autoridades cubanas.

El otro elemento incómodo para la maquinaria de poder castrista es el estatus de René González a partir de este momento. Para nadie es un secreto que episodios como este de "los cinco" son usados por el gobierno cubano para mantener latente el diferendo con Estados Unidos; un diferendo que, a falta de otros discursos y ante una crisis general en la vida de la nación, posibilita la adhesión de los ciudadanos al evocarse su fibra patriótica. En ese contexto, las personas solo son útiles cuando sirven para avivar el referido conflicto. Ejemplos de lo anterior son los que sobran.

Los cinco agentes cubanos (Antonio, Gerardo, Ramón, René y Fernando) fueron detenidos en 1998, pero los ciudadanos no se enteraron de la noticia hasta el año 2001. ¿Cuál fue el motivo del prolongado silencio de los gobernantes? Sencillamente, que en ese momento no les hacían falta los agentes encarcelados para movilizar a la población en pos de la psicosis antinorteamericana.

La cantaleta ideológica en esos años —que dio origen a las Mesas Redondas de la televisión, a las tribunas abiertas, a la reaparición de los semiolvidados Comandantes de la revolución— la propició el caso del niño Elián González. (A propósito, llama la atención la mutación experimentada por Elián y sus parientes; tras su regreso a Cuba, eran presentados en las actividades públicas como "Elián y su digna familia". Hoy casi nadie se acuerda de ellos.)

¿Destino Imperatori o destino Villavicencio?

Después del show con Elián, y antes de "los cinco", el régimen intentó montar un espectáculo con un diplomático de apellido Imperatori. El hombre en cuestión se hallaba destacado en Washington, y allí incursionó en actividades incompatibles con su labor diplomática. Ante la posibilidad de que fuera encarcelado por las autoridades norteamericanas, la prensa oficialista lo cubrió de honores. En dos o tres días dejó de ser un desconocido para convertirse en un "héroe de la revolución".

Pero el castrismo salió trasquilado, ya que Imperatori únicamente fue deportado a Canadá. De pronto falló la tribuna para orquestar el discurso antiimperialista.

Pasaron los días y ni una palabra más se oyó acerca de Imperatori. Algunos ciudadanos, curiosos, escribieron a los medios de prensa para averiguar qué había pasado con el hombre. Entonces a las autoridades, cogidas en su propia trampa, no les quedó más remedio que poner fin al circo: fletaron un avión con artistas e intelectuales que se habían destacado en el caso de Elián, y lo enviaron a Canadá a buscar al "héroe".

Tras el recibimiento en el aeropuerto de La Habana, Imperatori desapareció de la luz pública. Quizás la cancillería haya recibido instrucciones de la cúpula de mandarlo bien lejos: cónsul en Siberia, encargado de negocios en la isla de Tonga.

El propio René González, durante su anterior estancia en Cuba con motivo de la enfermedad de su hermano, conoció de la "discreción" del castrismo hacia su persona. Para muchos cubanos fue inexplicable que esa visita transcurriera casi en secreto: ni fotos, cero declaraciones a la prensa, y desprovista de esas actividades populares "espontáneas" que los castristas son maestros en organizar.

Ahora está por verse qué deferencias recibirá este "héroe", al que muchos ciudadanos, víctimas de la propaganda oficialista, consideran poco menos que un dios.

De todas maneras, lo que suceda con René González no será más que un anticipo de lo que acontezca cuando, uno a uno, vayan siendo liberados los otros agentes. Tal vez el único que conserve el "heroísmo" sea Gerardo Hernández, que con sus dos cadenas perpetuas enfrenta el más incierto de los escenarios.

En el mejor de los casos, los agentes repatriados podrían terminar como el coronel Orlando Cardoso Villavicencio, ex prisionero en Somalia, una figura decorativa al que le publican algún que otro libro de memorias y lo invitan a ciertos actos oficiales.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 46 ]

Imagen de Anónimo

Felicidades RENE, ahora si eres un come KK. de Verdad, hasta con passaporte y todo, un dia de estos te vas a dar cuenta, que con el Diablo, no se negocia!!!

Imagen de Gabonice

No son tan valientes esos 4 espías, más bien son victimas, cada uno sabe que está calzado en Cuba. Dejenme explicarme. Ellos saben que sus familiares están en manos de la seguridad cubana, que si ellos hablaran una palabra su familia lo pagaría muy caros, de inmediato dejarían de ser héroes para convertise en Traidores pagados por el Imperialismo. Además, esa es la razón por la que se siguen gastando tanto dinero en la campaña por su libertad, que no se sientan solos, que se hace algo por ellos, que al final van a tener un gran futuro, pero cuando pase el tiempo y ya tengan varios futuros vividos en la cárcel mientras sus jefes siguen disfrutando de los yates y Varadero, se van a sentir engañados.

Imagen de Gabonice

Pues no, el lema de los 5 va acontinuar hasta el fin de los tiempos. Acabo de leerlo en la página digital de Granma. Es muy caro para la Dictadura cambiar un 5 por un 4 en toda la propaganda que paga en el mundo para que los 4 que quedan no abran la boca y acusen a los verdaderos culpables, a sus jefes que están en la Habana, de las actividades terroristas que ellos realizaban en los EEUU.La nota no tiene desperdicio, no se la pierdan, antes deben ponerse una presilla en la nariz para que la peste no los maree al leerla en: http://www.granma.cu/espanol/noticias/11may-Los%20Cinco.html

Imagen de Anónimo

Anónimo 3:09 pm, ¿y qué contrapones tú a la ceguera que acusas en los otros? ¿Una defensa del terrorismo castrista? ¿Una oda a los coj... "independientemente de qué causa defiendan? Mira, para eso ya tenemos a Granma. No hay que defender ni uno ni otro terrorismo de ningún signo. 

Imagen de Anónimo

Que ciegos son ustedes, quisieran tener la quinta parte de los cojones que tienen esos tipos para venir a estar hablando aqui tanta mierda, independientemente de que causa defiendan, hay que tenerlos bien puesto para rechazar una oferta del FBI y cumplir condenas largas por un ideal. Ademas para ustedes es muy facil hablar pero seguro que ninguno perdio ningun familiar con las bombas de la Habana, o nadie se les enfermo con las plagas de enfermedades que los que ustedes dicen son democraticos impregnaron a Cuba de tanta basura.Ya veo que para ustedes el terrorismo se justifica si viene de alla. pobre de sus almas oscuras.

Imagen de Anónimo

Cambiar el slogan es facil: "Liberen a los 5u4"

Imagen de Anónimo

Las distorsiones, las tergiversaciones la mentira no tienen mucho futuro en la Isla de Cuba, Rene fue, es y sera siempre un heroe de la Republica de Cuba, los otros cuatros seguiran siendo los cuatro heroes presos injustamente por los Estados Unidos, mientras los terroristas como Posada Carriles y sus socios del negocio de la contra, siguen viviendo bajo el amparo del Gobierno terrorista de los Estados Unidos.Se puede tratar de cambiar las historias, pero al final, el pueblo de Cuba conoce, defiende y apoya a sus heroes, siempre lo ha hecho y siempre lo hara, no importa quien se sienta frustrado por ello, el socialismo llego para quedarse y nada ni nadie podra cambiar eso, dejen de trarar de confundir al pueblo norteamericano y digan la verdad sobre este injusto e insolito caso de injusticia y negacion de los derechos de estos heroes por el simple hecho de haber penetrado y desbaratado varios planes terroristas contra le Isla de Cuba.  

Imagen de Anónimo

.....realmente el autor se creera que es un grave o serio problema para el regimen cambiar la campaña de los 5 por los 4????............si es asi, para este articulista (?) un grave y serio  problema para el, seria que cuando se levantara por la manana de la cama, las pantuflas no esten el su lugar!!!!!!.....por Dios que estupidez!!!!!

Imagen de Anónimo

Abonice 12.16: Toda la razon!

Imagen de Anónimo

y no se habla mas de su "esposa".