Lunes, 18 de Diciembre de 2017
12:04 CET.
Política

Brasilia tira a la basura el 'dossier' difamatorio sobre Yoani Sánchez

Las autoridades brasileñas destruyeron un disco entregado por la Embajada de Cuba a un funcionario de la Presidencia, "en cuanto supieron" que incluía un dossier contra la bloguera Yoani Sánchez, reportó el diario Folha de Sao Paulo.

La información fue proporcionada por la Secretaría General de Planalto (Gobierno). Ricardo Poppi, quien recibió el material difamatorio, es el coordinador de Nuevos Medios.

Según el periódico, esta es la tercera explicación presentada por la institución, en un intervalo de cuatro días, sobre la presencia de Poppi en una reunión en la Embajada de Cuba, el día 6, tal y como reveló la revista Veja. En la reunión se discutió el viaje de la bloguera a Brasil.

El sábado 16, el organismo afirmó "no haber sido informado" sobre la participación de Poppi en la reunión de la embajada, "de acuerdo con lo relatado".

En la primera nota, la secretaría no citó el disco con el dossier de la Seguridad del Estado cubana contra Yoani Sánchez, básicamente con acusaciones sobre supuestos vínculos con el gobierno de EE UU.

Luego, el organismo admitió la participación del funcionario en la reunión, pero afirmó que esto sucedió por coincidencia, ya que se encontraba en la embajada para "retirar una visa".

En la segunda nota, el gobierno dijo que Poppi recibió el disco, pero "no lo utilizó de ninguna manera".

Ante el Parlamento

Yoani Sánchez habló este miércoles en el parlamento brasileño por invitación de un grupo de diputados que organizó la sesión, en rechazo a las protestas que sufrió durante el viaje por Brasil.

Sánchez fue recibida en el Congreso por diputados de oposición y conducida hasta el plenario de la Cámara de Diputados, donde permaneció poco tiempo, antes de abandonar el sitio en medio de voces a favor y en contra, constató la AFP.

Seguida por un tumulto de periodistas, se dirigió luego hasta una de las salas de debate, donde fue recibida con aplausos y regalos, mientras afuera del recinto activistas procastristas le gritaban "mercenaria".

Con esta invitación "estamos reparando una violencia que es inaceptable contra una persona que visita el país", dijo el diputado Octavio Leite, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB, oposición).

Leite aludió a las protestas de activistas de extrema izquierda que sabotearon el lunes la exhibición, en Feira de Santana (noreste), de un documental dirigido por el brasileño Dado Galvao, del que Sánchez es protagonista.

Un fragmento de la cinta Conexión Cuba Honduras fue exhibido mientras Sánchez, sentada al centro de la mesa principal, recibía muestras de cariño y se tomaba fotografías con los asistentes.

Durante más de dos horas, Sánchez estuvo en el lugar escuchando a los políticos brasileños y hablando sobre el acoso que sufre en Cuba por sus opiniones contrarias al gobierno, la falta de pluralidad en el parlamento y del embargo estadounidense y la cárcel de Guantánamo.

"Quiero que termine el embargo para ver cómo el Gobierno cubano va a explicar su fracaso", afirmó Sánchez.

Sobre la base militar de Guantánamo, en territorio cubano y usada por Estados Unidos como prisión de terroristas, Sánchez declaró que en su posición de "civilista" no puede estar de acuerdo con el uso que se da a ese territorio.

"Gracias por recibir a una pequeña ciudadana, pero con una gran responsabilidad: narrar la Cuba real silenciada por la propaganda oficial", afirmó emocionada ante el Parlamento.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.