Viernes, 15 de Diciembre de 2017
19:50 CET.
Política

Alarcón dice que deja la Asamblea Nacional porque 'hay que cambiar'

Archivado en

El Consejo de Estado de Cuba anunció este miércoles que el 24 de febrero quedará constituida la nueva Asamblea Nacional del Poder Popular, que abrirá su legislatura ese mismo día con la previsible reelección de Raúl Castro para otro período de cinco años, reporta EFE.

Los 612 diputados refrendados en los "comicios" generales efectuados el pasado domingo procederán a instalar la Asamblea el 24 de febrero en el Palacio de Convenciones de La Habana, para una nueva legislatura de cinco años, según una nota oficial divulgada por la televisión estatal.

La información añade que, por su parte, los 1.269 delegados que integrarán las quince asambleas provinciales del país dejarán constituidos esos órganos el 10 de febrero.

Una de las novedades de la nueva Asamblea será la salida de Ricardo Alarcón, quien presidió el órgano desde 1993 y esta vez ni siquiera estuvo incluido en la lista de candidatos a diputados.

En unas breves declaraciones a la agencia EFE, Alarcón, de 75 años, dijo que a partir de ahora solo se dedicará a la campaña por la liberación de los cinco agentes del régimen condenados en Estados Unidos por espionaje.

"Me he estado dedicando bastante (a ese asunto), pero ahora lo haré a tiempo completo", aseveró Alarcón, tras ofrecer precisamente una conferencia sobre los espías en un congreso internacional de pedagogía en La Habana.

Sobre los motivos de su salida de la Asamblea, dijo que 20 años es "demasiado" tiempo y que "hay que cambiar, hay que poner a otro".

La Asamblea Nacional, que según datos oficiales fue renovada en un 67 por ciento, elegirá tras su instalación a los 31 miembros del Consejo de Estado, órgano que previsiblemente confirmará a Raúl Castro como su presidente.

El general fue designado formalmente el 24 de febrero de 2008, dos años después de asumir la dirección del país cuando su hermano Fidel le delegó el poder por una grave enfermedad.

Este podría ser el último mandato de Raúl Castro, si cumple su promesa de limitar a un máximo de dos periodos consecutivos de cinco años los cargos políticos del país, incluido el de presidente.

La propuesta la hizo el general en el VI Congreso del Partido Comunista en 2011, que la aprobó, pero no se ha dictado la reforma constitucional respectiva.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.